dimecres, 20 d’abril de 2011

Código fuente

Cuando Duncan Jones debutó en el cine con Moon, se apostillaba insistentemente que era el hijo de David Bowie. Su mayor conquista ha sido que, ahora, se refieran a él como el director de Moon.

El guión de un tal Ben Ripley (con un currículum poco destacable de TV movies y secuelas olvidables de Species) tiene ciertas similitudes con la historia de Moon, por lo que debió parecer lógico que Duncan Jones fuera elegido para tomar las riendas de Código fuente. Ambas tienen a un personaje principal como absoluto protagonista de una historia de ciencia-ficción, que descubrirá junto al espectador lo que está viviendo y será el único capaz de resolver su situación.

Pero el minimalismo de Moon deja paso a una película de mayor presupuesto con una premisa que mezcla Atrapado en el tiempo (Groundhog day, 1993) de Harold Ramis y la serie A través del tiempo* (Quantum leap, 1989-1993) de Donald P. Bellisario.

El resultado es una más que entretenida película, en la que el aparente argumento principal pasa a un segundo término cuando se centra más en las paradojas temporales, algo que los aficionados al género agradecerán por encima que cualquier atención a la trama inicial sobre un ataque terrorista sin demasiada miga.

Lluís Alba


*En Catalunya fue conocida como "El salt" en sus primeros pases y, posteriormente, como "El viatger del temps".